Antiquísima es un espacio encantador creado para devolver y realzar la vida que tuvieron algunos muebles y objetos que en otro tiempo formaron parte de la historia cotidiana de alguien. Sus creadoras Saray Valera Ana Paola de la Cruz, aportan con ello semilla que salva esos oficios artesanales con encanto, en lucha contra las prisas del tiempo. Antiquísima es poesía cotidiana del arte, del talento y del oficio de la restauración.

Un espacio con sabor a recuerdos pero a tono con el aire fresco, la alegría y la serenidad que contagian sus promotoras, dos jóvenes restauradoras, como digo con mucho talento, que están reviviendo en el barrio sensibilidades artísticas en torno a la restauración impulsando todo tipo de actividades relacionadas con la recomposición de objetos útiles y decorativos.

Saray Valera ( izqda) y Ana Paola de la Cruz (dcha) /


¿Qué hacéis en este taller?
Nos dedicamos a la restauración y transformación de todo tipo de mobiliario antiguo, vintage y moderno. También restauramos y creamos marcos, lienzos y otros objetos; sobre todo con madera, aunque también con otros materiales; hemos hecho en papel…

¿Impartís clases?
Sí, en varías líneas de trabajo. Impartimos clases regulares en las que tú vienes con tu pieza y te vamos enseñando y guiando. Nosotros facilitamos el espacio, herramientas, algunos materiales y nuestra enseñanza. Actualmente los grupos son los martes por la tarde o los sábados por la mañana.
También hacemos talleres y cursos monográficos sobre diferentes técnicas (tintes, decapé…). Creamos piezas y aplicamos esas técnicas. Acabamos de finalizar un taller de tintes en el que hemos explicado y trabajado cómo prepararlos y cómo aplicarlos, en este caso sobre una bandeja de madera que cada participante del taller se ha llevado después a su casa.

Os veo ilusionadas en contagiar vuestras emociones artísticas.
Claro, es que estamos enamoradas de lo que hacemos y queremos transmitir mucha vida al barrio desde este espacio. Aunque en este barrio viven y transitan muchos artistas; hay muchos creadores, lo cual nos enriquece, para el barrio es ideal porque la gente lo aprecia, así que hay mucho terreno ganado para ello. Hay ya mucha gente que nos lo agradece. Con algunas personas intercambiamos distintas facetas del arte.
Y nos gusta mucho nuestro taller porque significa también para nosotras salvar esos oficios con encanto luchando con las prisas del tiempo. Es una profesión bonita y dura pero muy útil para recuperar autenticidades.

¿Entiendo que estáis creando un espacio abierto a la cultura para que podamos disfrutar de este oficio practicándolo o viendo cómo se hace, según se quiera participar en él?

Sí tenemos proyectos de que Antiquísima sea no solo nuestro taller de restauración, también un espacio de proyección cultural. Por ejemplo, entre otras actividades, vamos a hacer mercadillos. Además de los encargos de piezas que nos llegan, nosotras compramos muebles y objetos y los restauramos, así que estamos en disposición de poder ofrecer algunos artículos que tienen mucho interés no solo decorativo también histórico o que engrosen una colección.
El mercadillo también estará abierto a personas que tengan algún objeto de interés en esta línea de la que hablamos y que quiera venir a exponerlo y venderlo aquí durante esos días.
En su día, abriremos a visitas escolares y grupos pequeños para que vean cómo se hacen en directo algunos trabajos.
De la misma forma somos receptivas en nuestro espacio a admitir las colaboraciones de especialistas en distintas facetas de esas artes, para impartir en nuestro local alguno de esos monográficos ( pintura al oleo, pigmentos y tierras  …) que están relacionados con nuestro mundo.

¿Qué estudiasteis para prepararos y poder trabajar en esto?
(Saray) Yo estudié Restauración de Pintura, trabajé mucho retablo en madera y restauración de pintura.
(Ana Paola) Yo hice Diseño de Interiores  y después entré a estudiar Restauración.

¿Os conocisteis allí o ya erais amigas antes de ser socias?
Nos conocimos en otro taller, estuvimos restaurando y dando clases y decidimos seguir nuestra línea, crecer de otra manera. Así surgió.

Ana Paola (izqda) y Saray (dcha) con un grupo de artistas.

¿Cómo llegasteis a esta zona?
Llevábamos buscando algunos meses por algunos barrios de Madrid y no encontrábamos el lugar que imaginábamos, no queríamos un local moderno. Un día vimos un anuncio de este local. Ya conocíamos el barrio un poco de antes y fue un amor a primera vista. Nos miramos y enseguida estábamos visualizando dónde pondríamos la mesa de trabajo. Este local tiene un encanto y este barrio tiene una buena energía, de hecho la gente que pasa nos transmite buenos deseos nos han acogido muy bien, es un barrio muy bien ubicado cerca del centro y ahora con Madrid Río, hay mucha gente de paso con mucha vida.

El encargo de la restauración de un Bargueño del siglo XVIII les hizo encontrarse en un taller.
Al cabo del tiempo dejaron sus respectivos anteriores trabajos para montar juntas, Antiquísima.

Ana y Saray son felices porque trabajan en lo que les gusta. A ojos de muchos, su trabajo es un hobby, aunque ellas me dicen que también tiene su dureza y sus sombras, pero admiten su suerte de poder trabajar en esto que les apasiona.
Visto así, han puesto en práctica la cita de Confucio: “Escoge un trabajo que te guste, y nunca tendrás que trabajar ni un sólo día de tu vida.”
Me atrevo a preguntarles, entonces, a qué dedican el tiempo libre y compruebo que Saray es también una excelente profesora profesional de baile Swing y que Ana Paola dirige un grupo de baile y lleva el folclore de su tierra, Méjico, por todo el mundo (su última actuación en el Teatro Real con Luis Cobos).
¡Qué bonito es que confluyan en la vida de uno el trabajo y la afición!.
Lo que yo decía en el titular: dos jovencísimas con mucho talento, artístico y con alto grado de inteligencia emocional, han creado Antiquísima. Tal vez si nos acercamos a su taller nos contagiemos de su filosofía y de los secretos de las cosas, del arte y del oficio de vivir feliz.¡Antiquísima es un tesoro por descubrir!.

Están en Calle Manzanares 17. Madrid Río / Sus teléfonos de atención sobre el taller son: 657 54 46 27 y 636 94 31 33 / AQUÍ Enlace a su web / También puedes seguirlas en Instagram como @antiquisima_restauracion y en Facebook como Antiquisima – Taller de Restauración

ChLL/ 2019
enmadridrio.es
Fotografía: César Baca @cesarbacafotografia